Centro de detención para migrantes

Centro de detención para migrantes

El 19 de agosto, el Gobierno Nacional anunció, a través de un comunicado oficial, la entrega en comodato a la Dirección Nacional de Migraciones (DNM) de un inmueble ubicado en Pasaje Colmo 3860, entre Pompeya y Barracas, destinado de manera exclusiva a extranjeros retenidos por orden judicial y previo a su expulsión del país.

A partir del 1 de septiembre comenzará el acondicionamiento del lugar, según el acuerdo sellado entre Patricia Bullrich, ministra de Seguridad de la Nación; Fernando Ocampo, ministro de Justicia y Seguridad de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires; y Horacio García, director de la DNM.

Esta decisión mantiene la línea que se percibía de parte de los nuevos dirigentes en vistas a intensificar el control migratorio. En julio, García anunció que tenían “el gran desafío de lograr más migrantes regulares y de integrar control, desarrollo y un país más plural”; a mediados de agosto se publicó el aumento de las tasas migratorias “con el fin de incorporar mecanismos de modernización en lo que respecta al control migratorio”.

“Cárcel para migrantes”

La ley 25.871 (Ley de Migraciones) es considerada modelo a nivel internacional por su enfoque en los derechos de la persona, que exceden la condición de migrante. Sin embargo, las medidas anunciadas dejan ver un cambio de rumbo respecto de su gestación en 2004 y posterior reglamentación, en 2010.

“Más allá de los eufemismos, se tratará de la primera cárcel para migrantes del país”, informó Página 12. Desde el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) fueron contundentes: “La condición de irregularidad en términos migratorios de una persona no puede ser visto nunca como un problema de seguridad, sino que es una cuestión clave para el reconocimiento y ejercicio de los derechos por la población migrante”.

Amnistía Internacional manifestó su preocupación por la decisión y subrayó que “desalienta la utilización rutinaria de la detención de personas extranjeras como herramienta para el ejercicio del control migratorio”.

amnistiainternacional

Por su parte, el Coordinador del Programa de Migración y Asilo de la UNLa, Pablo Ceriani Cernadas, se refirió a la iniciativa del ministerio de Seguridad en una charla radial en Desde El Sur. En tanto, académicos, activistas y migrantes en defensa de los derechos de las personas migrantes expresaron su profunda preocupación e invitaron a firmar contra la creación de centros de detención de personas migrantes en Argentina.

ningunserhumanoesilegal

Imagen que comenzó a circular en las redes sociales, luego del anuncio de la DNM.

“El prejuicio fue más fuerte que el juicio”

Si bien la nota publicada en el portal de noticias de la DNM ya no aparece disponible, desde la DNM compartieron a Conventillo Babel una columna de opinión, con el título “El Prejuicio fue más fuerte que el juicio”, firmada por Julián Curi, Subdirector Nacional de Migraciones.

En el texto, Curi asegura que la DNM “no construirá, ni creará cárcel alguna. Los motivos son simples y sencillos de explicar: los inmigrantes que cometen infracciones migratorias no son delincuentes”. Luego, suma: “No se hizo antes y ahora un organismo público civil, Migraciones, asume la responsabilidad de contener a los inmigrantes que van a ser repatriados, como ordena la normativa”.

En cuanto al lugar de retención, Curi sostiene que “está concebido para brindarles mayor protección y comodidad durante el lapso que demore su partida a su lugar de origen”. A modo de cierre, invita a visitarlo luego de concluidas las refacciones edilicias fijadas en el proyecto.

Para leer la columna completa, hacer clic acá.