¿De dónde vienen los tsunamis?

¿De dónde vienen los tsunamis?

Texto: Lesly Leiva
Imagen

Para la comunidad indígena japonesa Ainu, los tsunamis son causados por la ira de Amemasu, Dios de las aguas, que después de ser comido por algunos aldeanos empezó a crear terremotos para vengar su muerte y la de todos los animales marítimos que los japoneses continuamente matan.

El Amemasu es un pez gigante con apariencia de gato por los extensos bigotes que tiene el cual hace millones de años vivió en el fondo del lago Mashu. Esta criatura hace parte de una larga lista de seres sobrenaturales que tiene la cultura japonesa y que son denominados Yokai.

amemasu03

Según cuenta la leyenda de los indígenas Ainu, hace millones de años un pequeño ciervo tomaba agua del lago Mashu cuando de la profundidad del mar salió Amemasu para devorar al animal. Fueron tantas las ganas de comérselo que lo paso de un bocado. El ciervo quedó vivo en su estómago y empezó a llorar unas lágrimas tan puras que terminaron por abrir un agujero en el estomago de Amemasu. El enorme animal murió y el ciervo logró huir.

Un pájaro vio todo lo que ocurrió y fue a avisarles a las aldeas cercanas que Amemasu había muerto y que pronto iba a ocurrir una catástrofe. Los Ainu hicieron caso y huyeron a lo más alto del monte mientras que las otras aldeas bajaron al lago a ver qué pasaba. Al observar que el animal estaba muerto aprovecharon para comérselo sin guardar ningún respeto por el poderoso Dios de las aguas.

Cuando el cuerpo de Amemasu desapareció, el mar del Pacífico arrasó con todas las aldeas menos con la de los Ainu.

Después de siglos de este mito, los Ainu siguen afirmando que nadie en su comunidad ha tenido que padecer ninguno de los tsunamis que han ocurrido en Japón.